Experta en educación inicial presenta resultados de estudio a directoras de jardines infantiles en Arica

lunes 7 de noviembre de 2022

  • Un encuentro con directoras de jardines infantiles de la red pública y subvencionada de Arica mantuvo la investigadora del Centro ANID, Centro de Justicia Educacional, Marigen Narea, quien compartió los resultados del estudio longitudinal “Mil Primeros días”, que permite analizar las trayectorias de niños y niñas y los impactos de ciertos sucesos como la pandemia por Covid-19.

El encuentro se realizó en la Universidad de Tarapacá y se enmarcó en la visita de la investigadora a la región, donde además se reunió técnicas en educación parvularia. La también académica de la Escuela de Psicología UC explicó que uno de los hallazgos principales del estudio es que asistir a la educación inicial durante el 2021 fue fundamental para que los niños no tuvieron un retraso en su desarrollo, pero que no da lo mismo cómo se asiste, sino que necesitamos que vayan más de 20 horas”.

En esa línea, se habló de la relevancia de la matrícula y la asistencia a la educación parvularia. Sobre eso, explicó Narea, pudimos abordar que “por ejemplo Arica presenta una matrícula mayor al promedio nacional: es decir, el 61% de los niños están asistiendo, en comparación al 51% a nivel nacional”. A juicio de la académica, “esto habla de políticas activas que se están haciendo para incorporar a las familias al sistema, que al parecer están teniendo efectos positivos”.

Otro punto que abordó el seminario fue acerca de “la importancia de las interacciones dentro del hogar y dentro de la sala cuna y jardín infantil”. De acuerdo a un estudio realizado por el Centro en 2019, “en comparación a la región Metropolitana, las salas cunas y jardines infantiles de Arica presentan mayor calidad en el apoyo emocional que se les entrega a niños y niñas”.

La cita con las directoras culminó con una revisión del estado de la salud mental y bienestar de las educadoras. Al respecto, Narea comentó que dado los resultados del estudio desarrollado en 2019, en la ciudad de Arica “las educadores en general tenían un nivel satisfactorio de bienestar, lo que es una muy buena noticia porque sabemos que cuando una educadora está bien y está satisfecha con lo que hace, impacta en que se asocia a menos problemas de conductas socioemocionales de esos niños en el aula”.

Fuente: CJE