Centros ANID realizan expedición científica Istmo de Ofqui 2022

miércoles 24 de agosto de 2022

  • Expedición científica explorará el Istmo de Ofqui en la Región de Aysén, remoto punto geográfico donde las y los investigadores estudiarán ecosistemas marinos y terrestres, en un entorno privilegiado dada la ausencia de actividades humanas en la zona.

En el contexto de una investigación conjunta de los Centros ANID CIEP, COPAS Coastal y CEAZA, un grupo de investigadores partieron rumbo al Istmo de Ofqui, situado en la Región de Aysén, un extraordinario punto de la zona austral de nuestro país que alberga uno de los ecosistemas más inexplorados y únicos del mundo. La Expedición Istmo de Ofqui 2022 tiene como principal objetivo, levantar información multidisciplinaria de línea base de ecosistemas poco intervenidos, considerando que la zona de estudio se ubica dentro del Parque Nacional Laguna San Rafael en la Región de Aysén y que, por lo tanto, representa una importante zona de contraste con la dinámica ambiental de otros fiordos altamente intervenidos de la Patagonia.

Los estudios consideran la caracterización de los ecosistemas acuáticos, tanto ríos como océano costero, considerando aspectos físicos, químicos y biológicos. Estudios de biodiversidad incluyen el catastro de aves y mamíferos marinos, así como el estudio de los organismos invertebrados que habitan los fondos marinos del Golfo de Penas. Durante la expedición, también se colectarán muestras de polen y semillas presente en musgos, lo que permitirá aportar importante información sobre la estructura y el funcionamiento de los ecosistemas terrestres del Istmo de Ofqui. En términos generales, esta expedición permitirá conocer la riqueza y composición de especies (desde micro a macroorganismos) que habitan el lugar y las condiciones ambientales de los ecosistemas acuáticos que permiten su presencia.

El Istmo de Ofqui es un territorio “casi prístino” y como se ha podido comprobar en las dos últimas expediciones (2021 y 2019), es el lugar elegido por la especie en peligro de extinción ballena franca, como sitio ideal para la reproducción de sus crías. Todo esto gracias a su aislado acceso y bajo impacto antropogénico.

Ciencia y logística extrema

La expedición, que se desarrollará entre el 20 al 26 agosto, presenta desafíos formidables en términos de logística y perseverancia en condiciones climáticas límites de un grupo de 14 investigadores/pioneros de diversas disciplinas del ámbito marino y terrestre, se internará en la parte sur del Parque Nacional Laguna San Rafael. El grupo será  trasladado y acompañado por la empresa turística Destino Patagonia desde el Valle Exploradores, por medio de embarcaciones y una dura caminata por una zona pantanosa, para luego instalar campamento en la Bahía San Quintín, Golfo de Penas, lugar que reúne una de las playas más extensas de Chile, la desembocadura al mar del glaciar más grande de Campo de Hielo Norte, Glaciar San Quintín, el Istmo de Ofqui, que es el estrecho de tierra que separa la corriente del cabo de Hornos de la Laguna San Rafael, el río San Tadeo, desembocadura del Río Nevado y península de Forelius.

La expedición se enmarca en el proyecto “Ecosistemas, cambio climático y vínculos socioambientales a lo largo del continuo océano continental en Patagonia – PATSER”, (código R20F0002) financiado por ANID, ejecutado por el CIEP, el cual lleva 17 años instalado en la Región de Aysén, quienes han convocado a otros importantes centros de Investigación como son el CEAZA, de la Región de Coquimbo y al Centro COPAS COASTAL, que tiene una importante presencia en los estudios marinos en la región de Aysén y que cuenta además con un centro de investigación en Caleta Tortel, emplazado entre campos de hielo sur y campos de hielo norte. En la expedición participarán también investigadores de la Universidad de Génova, Italia, quienes llevan varios años colaborando con CIEP y con COPAS COASTAL en esta región.

Es importante mencionar que durante el año 2021 se realizó una campaña de investigación multidisciplinaria similar en esta área de estudio. En esa ocasión, se incluyeron estudios arqueológicos, de dinámica del paisaje y de caracterización de la flora y fauna del sector, siendo en esa ocasión el principal hallazgo la presencia de ballenas francas con sus crías, lo que permitió confirmar las conclusiones de investigadores del CEAZA, los cuales en años anteriores habían reportado la presencia de esta especie en la zona, aunque el motivo de su presencia era incierto.

Línea base de un lugar prístino

En esta expedición, el trabajo científico será liderado por investigadores del área de la oceanografía y limnología, en un esfuerzo por mantener un trabajo científico de largo plazo en esta zona e incorporar nuevas variables de estudio, que permitan describir desde otras disciplinas este ecosistema y así complementar lo realizado en las campañas anteriores. Cabe recalcar que toda esta información es el inicio para futuros estudios de mayor envergadura, que complementarán los estudios de series de tiempo que realiza el COPAS COASTAL a lo largo de todo el canal Baker y sus alrededores. “Crear una línea base robusta, que permita identificar el estado de salud de los ecosistemas del Istmo de Ofqui, tanto terrestres como acuáticos es de vital importancia para poder proponer medidas de protección de un medio ambiente con bajos niveles de intervención” comentó el Doctor en oceanografía Giovanni Daneri, director ejecutivo de CIEP.

Por su parte, el CEAZA, según el Dr. Carlos Olavarría, director ejecutivo y especialista en mamíferos marinos, se centrará en el estudio de cetáceos. “Tenemos dos focos de investigación que vamos a realizar ahí. El primero, centrado en las ballenas francas porque nosotros estamos apostando que esta es un área de crianza y reproducción para esta especie. En la población del Pacífico Sur Oriental, que es a lo largo de la costa de Chile y sur de Perú se piensa que hay muy pocos animales, que no hay más de 50 animales maduros. Es una de las poblaciones de cetáceo que tiene la mayor amenaza de desaparecer. Sin embargo, la presencia de ballenas francas en Ofqui nos permite ser más optimistas sobre el futuro de las ballenas francas; ahora sabemos que estos magníficos mamíferos se estarían concentrando, durante el invierno, en áreas remotas de la Patagonia como el Golfo de Penas siendo en esas zonas aisladas y protegidas donde estarían reproduciéndose y criando a sus juveniles.

Otro foco de nuestras investigaciones estará centrado en la ballena Sei y en los varamientos y mortandad masiva que se ha venido registrando desde el año 2015, año en el cual se registraron más de 300 animales muertos (varados en las playas de Ofqui) lo que se considera la mortandad más grande de cualquier especie de ballena registrada en el mundo. Aunque en menor grado, esta ha seguido repitiéndose por lo que esta expedición que estamos iniciando nos permitirá monitorear la presencia de nuevos animales muertos, varados en las costas, por causas aún desconocidas.

La directora del COPAS Coastal, Camila Fernández, señaló que “vamos a estar colaborando con los centros regionales como el CEAZA y el CIEP que están co-organizando esta expedición. Nuestro objetivo es recuperar el equipamiento que tenemos en el agua, haciendo mediciones y recuperar esos datos que van a entregarnos información de los últimos dos años sobre lo que ha ocurrido en esa zona. Luego también obtendremos muestras para distintos procesos biogeoquímicos para medir cómo está funcionando la maquinaria de fotosíntesis en ese lugar y también para ver si logramos encontrar algunas toxinas de microalgas tóxicas que pudieran estar causando algún tipo de problema en el futuro, especialmente en la época de verano”.

La Expedición Istmo de Ofqui 2022 es liderada por Paulina Montero del CIEP y asociada al Centro COPAS COASTAL. Participarán también Paula Ortiz (CIEP), coordinadora de la expedición, Carlos Olavarría, director del CEAZA; Guido Pavéz y Nicolás Muñoz (CEAZA); Federico Betti de la Universidad de Génova, Italia, Luis Uribe (CIEP) encargado de estudios de los sistemas fluviales, Tania Ponce, Diego Galleani (CIEP) y Nicolás Mayorga (COPAS COASTAL) como ayudantes de investigación y, Daniel Pérez (CIEP) junto a Miguel Ángel Herrera estarán a cargo del apoyo logístico. En la expedición participan también la estudiante Magda Tulipiero (U. de Génova) y la pasante Lydia Blanchet (CIEP).

Fuente: COPAS